PAN DE MUERTO TRADICIONAL (2019)



En México se acerca la celebración del día de muertos, así que hoy vamos a preparar uno de los elementos más emblemáticos y deliciosos de esta temporada, prepararemos un clásico de la Panadería Méxicana, un riquísimo pan de muerto tradicional.

250 g harina de trigo
  50 g azúcar
    5 g sal
    7 g levadura seca (Si utilizan fresca 14 g)
  80 g mantequilla a temperatura ambiente
    2 piezas de huevo
  50 ml leche aproximadamente (puede requerir un poco más)
    1 naranja (solo la ralladura)
  ½ cucharadita de esencia de azahar (si utilizar agua de azahar aproximadamente 2 cucharaditas)

1 huevo (mezclado con una pizca de sal y una pizca de azúcar)
c/n mantequilla suavizada (para barnizar los panes después de hornear)
c/n azúcar para cubrir los panes
  


Procedimiento:

1.- Formar una fuente con la harina y hacer un hueco al centro.

2.- Alrededor de la fuente espolvoreamos la levadura.

3.- Al centro colocamos huevo, sal, la mitad de azúcar y vamos a realizar un premezclado.

4.- Empezamos a jalar la harina, agregando poco a poco la leche y trabajamos a que todo esté bien integrado.

La cantidad de leche puede llegar a variar, ya que depende de que tanta humedad traiga la harina que están utilizando, así como también el tamaño que tengan los huevos que utilicen, por ese motivo siempre es recomendable preparar un poco más de leche por si nos hace falta.

5.- Cuando les ingredientes estén bien integrados, vamos a agregar el resto de azúcar, ralladura de naranja, esencia o agua de azahar (lo que ustedes hayan elegido) y la mantequilla.

Al agregar la mantequilla su masa tomará una consistencia bastante floja, pero todo es cuestión de amasar hasta que todos los ingredientes estén bien integrados y nuestra masa tenga una consistencia lisa, elástica y vuelva a estar manejable.

Esta masa es bastante hidratada, por lo que es necesario amasar por un tiempo considerable, para que tenga consistencia.

6.- Cuando esté lista, espolvoreen un poco de harina para terminar de unirla (un poco solamente), realizamos algunos dobleces y la boleamos.

7.- La colocamos en un tazón ligeramente engrasado con aceite vegetal, cubrimos con un paño de cocina y dejamos reposar a que doble su volumen, por aproximadamente 45 minutos a 1 hora, el tiempo puede variar dependiendo del clima en que estén trabajando.

8.- Pasado el tiempo de reposo, espolvoreamos un poco de harina en nuestra mesa de trabajo y colocamos nuestra masa.

9.- Cortamos 1 porción de 75 u 80 g y 2 de aproximadamente 220 g.

10.- Boleamos cada una de las porciones de 220 g y las colocamos en una charola con papel para horno, presionamos un poco para darles forma y no queden como volcán.

11.- A la porción de 75 u 80 g, le agregamos un poco más de harina, ya que con esta vamos a formar los huesitos para decorar nuestro pan y estos deben quedar con una textura más crujiente.

12.- Cuando esté bien integrada la harina que agregamos, dividimos en 3 porciones una debe ser más pequeña.

13.- Con las 2 porciones más grandes vamos a formar los huesitos para adornar nuestro pan.

Dividimos en 2 cada porción y formamos un bastón, debemos girar, solitos se irán formando los huesitos, vamos a necesitar 2 por cada pan.

14.- La porción más pequeña que nos queda la dividimos en 2 y formamos bolitas, que son las que adornan la parte de arriba del pan.

15.- Humedecemos ligeramente con agua una brocha y barnizamos la parte en que vamos a colocar los huesitos (esto nos va ayudar a que se peguen).

Y colocamos los huesitos.

16.- Humedecemos ligeramente la parte de arriba y colocamos la bolita, presiónala ligeramente para que se adhiera.

Listo ya tenemos formados nuestros panes.

17.- Los vamos a dejar reposar (si lo desean cubiertos con un paño de cocina, para que no se resequen), debemos reposar por aproximadamente 45 minutos a 1 hora (todo depende del clima en que estén trabajando, si es un sitio caluroso seguramente será menos tiempo).


18.- Pasado el reposo, los barnizamos suavemente con un poco de huevo.

19.- Llevamos al horno a 180°C por aproximadamente 20 a 25 minutos, recuerden que el tiempo varia, dependiendo del tipo de horno que utilicen, así como también del tamaño que realicen sus panes.

20.- Pasado el tiempo de horneado, los retiramos y colocamos sobre una rejilla para dejar enfriar.

21.- Finalmente los barnizamos con un poco de mantequilla suavizada y cubrimos con azúcar.

A algunas personas les gusta barnizarlos cuando aún están tibios, todo es cuestión de gustos, yo los dejo enfriar lo más posible, para que después de cubrirlos con el azúcar está no se humedezca.

Listo terminamos, que los disfruten es un pan delicioso.

 

 



¡¡Hasta la próxima!!

También los invito a suscribirse a mi canal de youtube y activar la campanita para que les lleguen las notificaciones cada que publique un nuevo vídeo, es totalmente gratuito y ahí pueden encontrar paso a paso esta receta al igual que muchas otras, da clic aquí o en la imagen para ir al canal.



2 comentarios