CHEESECAKE FRÍO DE GUAYABA



Hoy les dejo una de las recetas más queridas por mi familia, vamos a preparar un riquísimo cheesecake frío de guayaba, de verdad que es una delicia.  Deseo les agrade.

Base o costra:
240 g galletas de vainilla (yo utilice galletas marías)
180 g mantequilla fundida

Puré de guayaba y en trocitos:
500 g guayabas s/semillas (pesarlas ya sin semillas)
    1 raja de canela
    1 litro de agua
500 g azúcar

Relleno:
250 g puré de guayaba
150 g guayaba en trocitos
450 g queso crema a temperatura ambiente
180 g azúcar
   8 g grenetina en polvo (gelatina sin sabor o colapez)
 40 ml agua (para hidratar la grenetina)
280 g crema de leche sin endulzar (yo he utilizado de la marca Lincott)

Cubierta:
300 g ate de guayaba
1/3 taza de agua

Un molde desmoldable o un marco cuadrado de 22 cm
Tiras de acetato (para colocar en las orillas del molde)
Base para colocar el cheeesecake


Procedimiento:

Base o costra:
1.- Colocamos las galletas en una bolsa y con ayuda de un rodillo las trituramos (también puede hacerse en la licuadora o en un procesador de alimentos).

2.- Mezclar las galletas triturada con la mantequilla fundida.

3.- Verter en el molde que vayamos a utilizar y cubrimos todo el fondo, haciendo una ligera presión para que se comprima.

4.- Hornear a 170°C por 15 minutos (este horneado le dará a la base una textura crujiente y un sabor excelente).

Al salir del horno lo colocamos sobre una rejilla y dejamos enfriar.

Nota:
Las galletas de vainilla que yo he utilizado son las que conocemos en México como galletas marías y he utilizado 1 ½ paquete de galletas de 170 g c/u.


Puré de guayaba y en trocitos:
5.- Colocar en una ollita agua, azúcar, canela, guayabas.   Llevamos al fuego y dejamos cocinar hasta que estén suaves.

6.- Cuando estén cocidas, dividir en 2 porciones una de 250 g y otra de 150 g.

7.- Los 250 g los trituramos para hacer puré.

8.- Los 150 g los cortamos en trocitos pequeños

Reservamos.

Relleno:
9.- Espolvoreamos la grenetina en el agua, mezclamos con ayuda de un tenedor para que no se formen grumos y dejamos reposar a que hidrate por unos minutos.

10.- En el tazón de la batidora colocamos la crema para batir y la trabajamos (con aditamento de globo) hasta que este montada suave (semi montada) y la reservamos.

La crema para batir lincott no es muy estable, pero en esta receta queda perfecta, ya que solo semi montaremos y nos dará un sabor delicioso a nuestro cheesecake.

11.- En la batidora acremamos queso crema, azúcar y trabajamos a que la mezcla este suave y esponjosa.

12.- Agregamos el puré de guayaba y trabajamos a que se integre perfectamente, retiramos de la batidora.

13.- Fundimos la grenetina que previamente hidratamos y temperamos con un poco de la mezcla de queso (agregamos un poco de la mezcla de queso en la grenetina fundida y mezclamos a integrar muy bien).

14.- Vertemos en el resto de la mezcla de queso, trabajamos con movimientos envolventes a integrar perfectamente.

Integrando la grenetina de esta manera, no se forman grumos y nuestra mezcla nos queda perfecta.

15.- Agregar la crema semi montada a la mezcla de queso, hacerlo suavemente con movimientos envolventes.

16.- Agregamos los trocitos de guayaba, nuevamente de manera envolvente.

17.- Colocamos las tiras de acetato en las orillas del molde, al hornear la base se encoje ligeramente y nos permite colocarlas sin problema.

18.- Vertemos la mezcla de queso, en el molde que previamente preparamos con la base de galleta, con ayuda de una espátula alisamos lo más posible la superficie. 

19.- Llevamos al congelador por 1 o 2 horas, o de preferencia de un día para otro.

Si lo congelan pueden realizar su cheesecake con bastante anticipación y no se dañará.

Cubierta:
20.- Cortar en trocitos pequeños el ate.

21.- Colocar en un sartén el ate y agua, llevar al fuego mezclando continuamente hasta que se funda. (también se puede hacer en el microondas en lapsos cortos y mezclando entre ellos).

Si falta un poco de agua para fundirlo; agregarla, pero no hacerlo en exceso porque la cubierta quedara muy suave.

22.- Verter sobre el pastel congelado y extender con ayuda de una espátula para cubrir toda la superficie, refrigerar a que cuaje (ya no es necesario congelar, pero si lo desean lo pueden hacer).


Desmoldado:
23.- Con cuidado colocar el cheesecake en la base en que lo vamos a presentar (si está congelado será muy fácil manipularlo), si lo desean pueden pegarlo a la base con un poco de mermelada o dulce de leche, para que no se mueva (sobre todo si lo van a transportar fuera de casa).

24.- Para desmoldar, humedecer ligeramente un trapo de cocina con agua caliente y pasarlo por los lados del molde, retirar el marco o molde, se desprenderá muy fácilmente.

25.- Con cuidado retirar las tiras de acetato, si están muy pegadas al cheesecake, pasar nuevamente el trapo de cocina humedecido con agua caliente y retirarlas.

Es importante mantenerlo en refrigeración hasta el momento de servir.

Terminamos ¡¡Que lo disfruten, queda mmmm delicioso!!

Hasta la próxima.

 

 


También los invito a suscribirse a mi canal de youtube y activar la campanita para que les lleguen las notificaciones cada que publique un nuevo vídeo, es totalmente gratuito y ahí pueden encontrar paso a paso esta receta al igual que muchas otras, da clic aquí o en la imagen para ir al canal.



2 comentarios

  1. Norma por dios que delicia, yo me apunto a este postre delicioso.Buenas noches desde doris mis cosillas.bs

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Doris, de verdad esta deliciosooo, te lo recomiendo muchísimo. Bella noche para ti también y un gran abrazo.

      Eliminar